Ahorrar energía en el uso del aire acondicionado

El verano está cerca, por ello aprendamos algunas pautas que permitirán que disfrutemos del aire acondicionado, pero sin que ello genere gastos innecesarios de energía eléctrica.

La pauta clave para el ahorro de electricidad con el aire acondicionado es que la temperatura sea la óptima. No debemos abrigarnos para adaptarnos a la temperatura, sino que la temperatura se tiene que adaptar a nosotros, en especial durante la noche. Lo ideal es no programar menos de 24 grados, ya que exigimos demasiado al equipo si requerimos de una habitación más fría que eso, con el consecuente gasto de electricidad.

Puede parecer obvio, pero jamás hay que dejar el aire encendido en una habitación donde no hay nadie. Tener claro estos hábitos es de gran ayuda.

En lo posible, colocar el equipo alejado de fuentes de calor, y con buena circulación de aire. Al mismo tiempo, se puede reducir el gasto energético del equipo hasta en un 30% reduciendo la entrada de calor en la habitación mediante el uso de toldos, persianas o cortinas en aquellas superficies acristaladas.

El equipo debe estar bien instalado, y al mismo tiempo debemos mantener limpios los filtros. También podemos revisar que las entradas y salidas del aire estén limpias, libres de polvo y sin obstrucciones.

Por último, hay que usar el aire acondicionado con responsabilidad, procurando su buen mantenimiento para evitar reemplazarlo, y aprovechando las primeras horas de la mañana y las de la noche para ventilar la casa y refrescarla naturalmente.

Vía: Cómo Hacer Para

Compartir en Google Plus

Acerca de Natalia Vidoz

Blogger en BitaBlog desde el año 2008
  • WordPress Comentarios
  • Facebook Comentarios